Miércoles, 04 Febrero 2015 00:00

Viejo, mi querido viejo

Escrito por 
Valora este artículo
(0 votos)

La edad solo la padece el cuerpo, el espíritu no tiene edad. Lo que eres hoy, lo serás siempre. Lo que no eres, nunca lo serás. Alejandro Jodorowsky. La gloria de los jóvenes radica en su fuerza; la honra de los ancianos, en sus canas. Proverbios 20:29. Y sus canas en sabiduría. 

Veo llegar la vejez en la mañana cuando me asomo al espejo y en cada mirada descubro más hebras plateadas. Antes eran unos cuantos hilos que acariciaban mis manos como si fueran cariños en mi abultada cabellera. Ahora es un bosque plateado en medio de una selva tupida. Y… ¿cuándo se presentó por primera vez? Fue hace unos años en la inevitable ceremonia de clausura de la juventud cuando ella dijo en su discurso de despedida que la vejez era la mejor etapa de la vida pues vives tu presente con la experiencia del pasado sin preocuparte del futuro porque… ¿para qué estudiarlo si ya está más que estudiado?

Entonces, a lo que vinimos, vamos. ¿Qué es la vejez? Es la cualidad de viejo, dice un diccionario. ¡Ja! Qué definición tan cursi. Otro avanza un poco más: es alguien de edad mayor o algo antiguo no nuevo ni reciente. La vejez hace referencia a la senectud o edad senil y aunque la vida no fija edad para su comienzo, suele decirse que a los 70 una persona es vieja. Otra vez ¡ja! Hay viejos de 30 o 40 años y jóvenes de 60 o 70, ¿entonces? Eso es según usted haya vivido su juventud y la haya amasado como una riqueza. Algunos apellidan la vejez como la tercera juventud o los años dorados. Ambos suenan bonitos.

70 es la edad cuando al ojear la carta de un restaurante no se mira lo mejor al precio más cómodo sino que buscamos como aguja entre un pajar un alimento que no haga daño. Si te pasa eso, no sufras, quédate en casa y prepárate un caldo de papas, no hace daño y menos si es con pastusa o sabanera. Y aunque gozo de la bendición de estar pensionado con mesada fija y puntual, no me gusta que me llamen pensionado porque él se limita a caminar por un paraje, tras tomar su chocolatico, para contar cuántos pajaritos ha visto en dos horas. Y colorín colorado este día se ha acabado.  Como periodista que fui, soy y seré, me gusta la actividad y el forcejeo de las ideas. Me encanta escarbar con mi cerebro y con los de quienes aún lo usen en una sala de redacción donde, a veces, no todos lo usan.

El mío vive dispuesto a escuchar para conceptuar, si es necesario, o aplaudir, si alguien merece un aplauso. Los jubilados, dice el mismo diccionario, ya no trabajan, luego no forman parte de la población económicamente activa. Eso sí, me encanta que mis cuatro nietos vengan a mí corriendo y sonrientes con la algarabía jubilosa de ¡ABUE¡

Y es ahí, con los nietos, cuando la vejez se traduce en il dolce farniente (el dulce hacer nada de los italianos) cuando todo es nuevo pero todo es viejo, cuando las horas son más largas pero más bellas, cuando el corazón no responde a los ultrajes de nadie, ni siquiera del pasado porque todo es bello como una noche limpia de nubes pero llena de estrellas y con una luna joven y airosa.

Vivimos una etapa mejor rumbo a la sabiduría que anida bajo las canas. Con edad y experiencia controlamos los desafíos de la vida.

Cerremos esta nota con Epicuro de Samos: No ha de ser tan dichoso el joven sino el viejo que ha vivido una hermosa vida. Mi vida fue hermosa. La tuya también, ¿verdad, querido lector(a)? Felicidades, septuagenarios que por el mundo andamos más felices con edad que sin ella y eso merece un brindis. Ven acá tu copa y chin chin, brindemos por la sabia vejez. Y que siga hasta cuando Dios quiera.

Viejo, mi querido viejo – Piero:

Visto 15917 veces
Augusto Calderón

Director General de la revista Hechos y Crónicas
Ex Director de las revistas Cromos, Vea, Clase Empresarial (de Legis), de Rotary International para América Latina, ex Director del diario La Prensa, por 4 años fue Cónsul General de Colombia en Roma. Miembro de la Academia de Artes, Ciencias y Letras de Roma.


Graduado en Relaciones Internacionales (U. Jorge Tadeo Lozano) y en Alta Dirección Empresarial (Inalde, U. de la Sabana).

logo-con-transp4

Revista Hechos&Crónicas es la opción perfecta para los lectores que quieren estar bien informados de lo que pasa en Colombia y el mundo. Analiza desde la perspectiva cristiana integral con cifras, datos y hechos, temas sociales, económicos, religiosos, políticos, deportivos, del mundo del espectáculo, entre otros.
Este medio impreso cuenta con el respaldo de la iglesia Casa Sobre la Roca.

 

Noticias recientes

Contáctenos

Revista H&C

Tel: (571) 6346100 ext 1090
Cel: (57) 320 275 0899
Email: servicliente@revistahyc.com
Dir: Cll 104 # 14a - 22 
Bogotá - Colombia