Rev. Esteban Fernández

Rev. Esteban Fernández

Además de su preparación y experiencia en periodismo, entre otros títulos, Esteban Fernández posee una licenciatura en Teología, de la Facultad de Estudios Teológicos y Religiosos de Casa Sobre la Roca; un grado de Doctor Honorario en Literatura Sagrada, del Logos Christian College, y otro en Consejería Cristiana, de la Rhema University.

Además de su preparación y experiencia en periodismo, entre otros títulos, Esteban Fernández posee una licenciatura en Teología, de la Facultad de Estudios Teológicos y Religiosos de Casa Sobre la Roca; un grado de Doctor Honorario en Literatura Sagrada, del Logos Christian College, y otro en Consejería Cristiana, de la Rhema University. - See more at: http://vidacristiana.com/articulos/portada/18479-esteban-fernndez-de-lder-empresarial-a-lder-espiritual#sthash.n32TbQeC.dpuf
Además de su preparación y experiencia en periodismo, entre otros títulos, Esteban Fernández posee una licenciatura en Teología, de la Facultad de Estudios Teológicos y Religiosos de Casa Sobre la Roca; un grado de Doctor Honorario en Literatura Sagrada, del Logos Christian College, y otro en Consejería Cristiana, de la Rhema University. - See more at: http://vidacristiana.com/articulos/portada/18479-esteban-fernndez-de-lder-empresarial-a-lder-espiritual#sthash.n32TbQeC.dpuf
Además de su preparación y experiencia en periodismo, entre otros títulos, Esteban Fernández posee una licenciatura en Teología, de la Facultad de Estudios Teológicos y Religiosos de Casa Sobre la Roca; un grado de Doctor Honorario en Literatura Sagrada, del Logos Christian College, y otro en Consejería Cristiana, de la Rhema University. - See more at: http://vidacristiana.com/articulos/portada/18479-esteban-fernndez-de-lder-empresarial-a-lder-espiritual#sthash.n32TbQeC.dpuf

El poder de la dupla (Parte 1) Más valen dos que uno, porque obtienen más fruto de su esfuerzo. Eclesiastés 4:9-12. Vivimos en una época de egocentrismo patológico. El hombre, la familia y la iglesia están enfermos de soledad, y lamentablemente también hay líderes que se obstinan en tener ministerios solitarios.

A través de varios viajes por Latinoamérica para dictar seminarios de liderazgo y ética ministerial, comprobé que hemos hecho —como corresponde— mucho énfasis con nuestra gente para que lea sistemáticamente la Palabra de Dios, pero no lo suficiente para incentivar a la lectura de otros materiales de consulta o de información general, mucho menos de literatura secular.

¿A cuántas cosas damos importancia hoy? ¿Cómo está nuestra agenda? ¿Repleta? No podemos darle más valor a los compromisos, que al dueño del tiempo, pues aunque estemos llenos de ocupaciones, hay dos citas en nuestras vidas que no podremos dejar de cumplir.

Hoy los medios más poderosos de comunicación popular y formación de cultura-cine, televisión y medios impresos-, repentinamente se convirtieron en alfiles de un ataque coordinado de modo casi sobrenatural y dirigido hacia los cimientos de la confiabilidad e integridad del mensaje bíblico.

Muchos intentan comenzar un ministerio, cumplir con un llamado o emprender un comercio, e invierten todo su capital y su tiempo sin una estrategia adecuada. Otros, arriesgan todo lo que tienen sin analizar la posibilidad de que tal vez surja algún problema en la mitad del camino.

Tenemos la responsabilidad de trabajar unidos para alcanzar día a día más personas para la causa de Jesucristo y para esto debemos aprender a competir. Saber competir es una regla de oro en el liderazgo.

No es que ya lo haya conseguido todo, o que ya sea perfecto. Sin embargo, sigo adelante esperando alcanzar aquello para lo cual Cristo Jesús me alcanzó a mí. Filipenses 3:12

Dios no trabaja con “llaneros solitarios”. Él quiere que nos encaminemos en preparar sucesores, pero también que nos sometamos a la autoridad de nuestro mentor espiritual.  

Así, todos nosotros, que con el rostro descubierto reflejamos como en un espejo la gloria del Señor, somos transformados a su semejanza con más y más gloria por la acción del Señor, que es el Espíritu. 2 Corintios 3:18.

El corazón es el centro del ser humano, es aquello que lo define como único e individual. Para tener una vida espiritualmente sana, Dios recomienda entregarle el corazón diariamente, cuidarlo y guardarlo. Escucha, Israel:  El Señor nuestro Dios es el único Señor. Ama al Señor tu Dios con todo tu corazón y con toda tu alma y con todas tus fuerzas. Deuteronomio 6:4.

logo-con-transp4

Revista Hechos&Crónicas es la opción perfecta para los lectores que quieren estar bien informados de lo que pasa en Colombia y el mundo. Analiza desde la perspectiva cristiana integral con cifras, datos y hechos, temas sociales, económicos, religiosos, políticos, deportivos, del mundo del espectáculo, entre otros.
Este medio impreso cuenta con el respaldo de la iglesia Casa Sobre la Roca.

 

Noticias recientes

Contáctenos

Revista H&C

Tel: (571) 6346100 ext 1090
Cel: (57) 320 275 0899
Email: servicliente@revistahyc.com
Dir: Cll 104 # 14a - 22 
Bogotá - Colombia